Cómo controlar el pH en el cultivo de marihuana

El pH en el cultivo de marihuana nos indica si la planta podrá asumir los nutrientes de manera efectiva

 

Controlar el pH en el cultivo de marihuana es fundamental para un correcto desarrollo de la planta y protegerla de posibles enfermedades. Te enseñamos cómo regular pH en el cultivo de marihuana para que alcance los niveles óptimos y obtengas excelentes resultados en tu cosecha.

El pH en el cultivo de marihuana desempeña un papel importante en la alimentación y desarrollo de la planta, ya que nos guiará para saber si asimilará los nutrientes de manera adecuada. Dicho de otra manera, una planta con óptimos niveles de pH crecerá fuerte y la protegerá frente al desarrollo de posibles enfermedades o plagas.

Por este motivo, si regamos nuestra planta de marihuana con un pH inapropiado, tendremos como resultado una planta carente de nutrientes y con dificultades para crecer. Todo esto hará que la planta sea más vulnerable a las plagas. El aspecto de nuestra planta lo hará evidente: hojas con puntas secas y manchas con un tono amarillento y marrón.

Muchos cultivadores usan el agua del grifo sin tener en cuenta su pH.  El agua del grifo tiene un pH inapropiado para los cultivos de cannabis, ya que los baremos están entre los 7 y 8,5, según regiones  Un nivel elevado de pH en el cultivo de marihuana deriva en faltas de Hierro y Manganeso, entre otros. Contrariamente, un nivel bajo de pH genera carencias de Fósforo, Calcio, Magnesio. De ahí que sea tan importante regular los niveles de pH en el cultivo de marihuana

El pH en la marihuana varía también en función del sustrato utilizado. Te avanzamos que es más fácil  controlarlo en un cultivo con tierra que en un cultivo hidropónico (método de cultivo que usa disoluciones minerales en vez de suelo agrícola). Veamos cómo se regula el pH en el cultivo de la marihuana, tanto si es en tierra o en hidropónico.

ph en cultivos de marihuana

Cómo regular el pH en los cultivos con tierra

En primer lugar, nos aseguraremos de contar con un buen sustrato. Y es que el suelo constituye uno de los factores primordiales para obtener buenos resultados en nuestra cosecha. Intentaremos que el suelo cuente con un pH aproximado de 6,5.

Si utilizamos sustrato orgánico conseguiremos un pH neutro. Gracias a sus componentes naturales es más fácil regular el ácido/base y lograr niveles bajos. De esta manera, obtenemos una mayor protección de la masa radicular.

Si optamos por fibra de coco, tendremos especial cuidado al preparar la solución nutritiva. Recurriremos a correctores de pH y realizaremos mediciones de pH con medidor digital (opción más común) cada vez que reguemos. Haremos la medición una vez realicemos la mezcla de los fertilizantes con el agua.

 

El pH recomendado para las fase de crecimiento y de floración en un cultivo de cannabis en tierra son los siguientes:

Fase de crecimiento:

-Las primeras 3 semanas, el pH deberá oscilar entre 5.9-6.0

-Las siguientes 3 semanas podremos subir hasta dos puntos: 6.0-6.2

Fase de floración:

-De la semana 7-10, el pH oscilará entre 6.2-6.5

-Semana 11-14: el pH se mantendrá entre 6.2-6.3

 

Cómo regular el pH en cultivo hidropónicos

Los cultivos de marihuana con sistemas hidropónicos están orientados a obtener una mayor calidad y producción. Lo habitual es que el pH en el cultivo de marihuana se compruebe de media unas dos veces por día. Los valores ideales de pH para cultivos hidropónicos oscilan entre 5.8-6.2.

La ventaja de este método es que la asimilación y la interacción de los distintos elementos es muy rápida y los efectos en el cultivo son casi inmediatos.

 

¿Hay que controlar el pH si pulverizamos las hojas de marihuana?

La respuesta es afirmativa. La pulverización de las hojas de marihuana permite que los elementos de la solución se asimilen con gran rapidez. Deberemos regular el pH antes de proceder a pulverizar y nos aseguraremos de alcanzar el valor de 7 (neutro). Recuerda que en este caso la planta de marihuana se alimenta en la fase de crecimiento vía foliar o a través de las raíces. Nunca las dos a la vez, aunque se pueden alternar.

 

¿Qué medidor de pH utilizo?

Para medir el pH en el cultivo de marihuana puedes ayudarte de medidores digitales. Es la opción más rápida, sencilla y común. Sin embargo, tienes que calibrarlo constantemente para asegurar su precisión. Para un correcto mantenimiento  de nuestro medidor digital, lo conservaremos en agua embotellada (no destilada) o bien con un producto para calibrar el pH.

Si tienes un presupuesto más reducido, entonces te recomendamos los medidores con indicador líquido, es decir, según el color de la solución, tendrá un nivel de pH. Para subir el pH en el cultivo de marihuana, añadiremos un producto de pH+ y removeremos el agua para que se diluya bien el producto. Para bajar pH en el cultivo de marihuana, usaremos el contrario al de antes, es decir pH-. Dicho de otra manera para bajar el pH se usan ácidos y que para subirlo se usan bases. Ya tendremos el agua para regar nuestra planta de marihuana con un pH óptimo.

Y tú, ¿qué medidores de pH utilizas para tu cultivo de marihuana?

Deja un comentario