Buddha Auto Skunk – Buddha Seeds

Buddha Auto Skunk es el sabor de la marihuana por excelencia

  • Ambiente: Interior/Exterior
  • Sexo: Feminizada
  • Genética: Híbrido con predominancia Índica
  • Tiempo de cultivo (crecimiento + floración):75 días
  • Producción m²:  450-550g
  • Producción en exterior por planta: 80-120g
  • Sabor: Siempre mantiene un mismo fondo Skunk, tiene una increíble variación aromática que va desde cítricos afrutados, hasta aromas acres.
  • Efecto: Energía cerebral que facilitará la creatividad, el buen rollo social y la vitalidad personal.
Buddha Auto Skunk de Buddha Seeds
Buddha Auto Skunk de Buddha Seeds

Skunk presume ser uno de los híbridos más reconocidos por los cultivadores. Dicha fama comercial se la ha ganado, en parte, por su acertada nomenclatura, ya que los ejemplares de Skunk emanan un aroma dulce muy característico.

La historia de Skunk tiene material suficiente para una serie de televisión. Y uno de los protagonistas de la creación de este clásico es el breeder Sam ‘The Skunkman’, quien, junto a un grupo de socios escribió los primeros pasos de una leyenda.

La situación en Estados Unidos era delicada, ya que era habitual la constante presión política antidroga. Por ello, Skunk tuvo que dar el salto al continente europeo, en busca de una oportunidad. Y no le faltó tiempo para encontrarla, ya que fue traspasada a un prestigioso banco de semillas holandés.

Desde Buddha Seeds no hemos dudado en incluir esta variedad en la colección de clásicos con nuestra propia identidad, rindiéndole tributo con Buddha Auto Skunk. Hemos conseguido prevalecer los aspectos más atractivos que tanto gustan a los cultivadores de esta genética.

Las características de Buddha Auto Skunk se resumen en que es un híbrido de predominancia sativa, de uniformidad estable, fuerte, potente y productivo. El tiempo de cultivo es rápido, máxime teniendo en cuenta el resultado de la cosecha final. Es aconsejable eliminar en cultivos indoor los olores con filtros antiolor y mantener la discreción en cultivos outdoor, ya que su presencia es notoria.  

La genética sativa es evidente en cada individuo de Buddha Auto Skunk. Destaca su vistosidad, formada por prominentes cálices y abundantes pistilos que conforman cogollos voluminosos. El efecto es de una auténtica sativa, pura energía cerebral que facilitará la creatividad, el buen rollo social y la vitalidad personal. 

Su sabor es indescriptible. Podríamos decir que es el sabor de la marihuana por excelencia. Aunque siempre mantiene un mismo fondo Skunk, tiene una increíble variación aromática que va desde cítricos afrutados, hasta aromas acres.



Deja una respuesta