Cómo escoger la variedad ideal de Buddha Seeds

Acierta en tu elección con la ayuda de estas sencillas preguntas

Te dispones a iniciar tu cultivo de cannabis y te han recomendado Buddha Seeds, el banco de semillas especializado en la mejor selección de genéticas autoflorecientes. Pero accedes a su catálogo y te preguntas: ¿con cuál me quedo? ¿Por dónde empiezo? Hemos preparado unas sencillas preguntas en función de diversos criterios y prioridades que deberás tener en cuenta en tu toma de decisión. Seguro que así aciertas en la elección de tu variedad de Buddha Seeds.

1. ¿Eres un cultivador principiante o un cultivador experimentado?

Lo primero que te tienes que preguntar en el momento de elegir tu variedad de Buddha Seeds es si eres cannabicultor con experiencia o si te acabas de iniciar en el cultivo de cannabis. Es decir, si eres novato tu elección estará sujeta a variedades que no requieran de muchos cuidados. Para ello, un buen comienzo son las variedades índicas, ya que por lo general son fuertes y fáciles de cultivar.

En el catálogo de Buddha Seeds encontrarás un gran surtido de variedades de predominancia índica, como Pulsar (90%), Vesta, muy resistente, Kraken o Morpheus (No Autofloreciente) y de cosecha rápida como White Dwarf, Syrup o Red Dwarf. Y es que una de las ventajas de las autoflorecientes es su corto período de cultivo (unos 60-75 días, dependiendo de la variedad cultivada).

Deimos Buddha Seeds
Deimos Buddha Seeds

Una de nuestras variedades más fuertes y resistentes que recomendamos tanto a principiantes, como a cultivadores avanzados es Deimos. Esta variedad es una todoterreno sobre todo en tierra madre, donde se aferra fuerte al suelo y cobra mayor fuerza y vigor. Por otro lado, Buddha Purple Kush en versión Autofloreciente y No Autofloreciente también es muy resistente.

2.¿Estás pensando en cultivar en interior o exterior?

Otro aspecto muy importante que determinará la elección de tu variedad de cannabis viene marcado por el modo de cultivo: interior o exterior. Por su parte, los cultivadores de exterior tienen preferencia por variedades de floración rápida, para evitar problemas con heladas, ladrones o plagas.

Por otro lado, los cultivadores de interior optan por plantas pequeñas y compactas que conseguirán crecer de manera uniforme (esto es, que la luz y el espacio se utilicen de la forma más eficiente y predecible posible).

Por suerte, todas las variedades de Buddha Seeds se pueden cultivar tanto en exterior como en interior, pero como queremos que triunfes en tus cultivos, te recomendamos una selección de las más indicadas para cada caso.

Las variedades de Buddha Seeds para cultivos de interior son:

Cualquier variedad Autofloreciente de Buddha Seeds, ya que han sido desarrolladas para un fácil cultivo. Por ejemplo, White Dwarf o Syrup, ideal para cultivo Sea of Green.

cogollo de Kraken tras la cosecha de marihuana.
Kraken de Buddhaseeds

¡Pero cuidado con Magnum ! No conviene cultivarla en macetas de más de 11 litros en indoor porque se hace enorme. Pulsar, Quasar y Kraken no son recomendables para principiantes en interior, porque la altura que pueden alcanzar es incontrolable.

Las variedades de Buddha Seeds para cultivos de exterior:

Si vas a cultivar en tierra madre son muy recomendables Magnum (Autofloreciente) y Kraken (No Autofloreciente).

 

Si además buscas una gran producción junto a una rápida cosecha, Kraken es tu elección.

3. ¿De cuánto espacio dispones para plantar?

Esta es una pregunta clave cuando estás preparando tu indoor. En función del espacio que dispongamos, plantaremos más o menos semillas. Para ello te recomendamos que leas este artículo sobre la regla de los 100 litros por metro cuadrado titulado cuántas plantas de cannabis caben en mi armario.

No obstante, dependiendo de si se trata de sativas o indicas, la morfología de cada una de ellas será diferente:

-Semillas-sativa dominante producirán plantas de mayor porte alto con una floración larga.

-Semillas-índica dominante producirán plantas compactas más cortas y con un fuerte rendimiento de brotes de primera calidad. La floración de las índicas es corta.

4 .¿Cómo es el clima donde vives?

Otro aspecto a tener en cuenta es el clima dominante en la zona que habitas. Es decir, descartaremos variedades que no tengan las condiciones climatológicas adecuadas al lugar donde van a crecer.

Si las hojas presentan diferentes tamaños es debido a la consistencia de la luz del sol. Las hojas más grandes evolucionan en lugares con luz débil, con el fin de absorber la mayor cantidad de luz solar posible. De este modo, si vives en un clima donde no hay mucha luz del sol, o es particularmente débil, entonces tendrás que elegir una variedad con mayor tendencia a mayor tamaño de hoja.

– Variedades recomendadas para climas cálidos

En climas cálidos deberemos tener en cuenta que la planta estará expuesta a altas temperaturas y requerirá más atención al riego para evitar que se “queme” por el sol.

Si vives en zonas con climas cálidos podrás cultivar cualquiera de las variedades de Buddha Seeds sin problemas. Pero ten en cuenta la importancia del riego, no hay que excederse, pero tampoco dejarlas secas. Para ello te aconsejamos la lectura de este post: cuándo regar las plantas de cannabis.

– Variedades recomendadas para climas fríos:

En el caso de que vayas a cultivar en exterior en climas fríos, la planta tenderá a crecer con menor altura; centrará toda su energía en mantenerse viva y no morir del frío en lugar de sacar potencia en las flores. En este sentido, las variedades de Buddha Seeds han sido testeadas tanto en climas de exterior fríos o muy fríos con buenos resultados como Magnum.

Afortunadamente Buddha Seeds ha desarrollado genéticas muy resistentes a este tipo de climas. Algunos ejemplos son: Medikit, Kraken, Magnum  o Quasar.

5. ¿Qué tipo de sabor te gusta para fumar?

Si eres de los que sabe apreciar los matices en los sabores, entonces este apartado es de especial importancia para ti. En Buddha Seeds encontrarás una amplia paleta de sabores y olores.

Esta es una cuestión muy personal y a gusto del consumidor. Si te van los sabores a frutos del bosque entonces puedes escoger entre Purple Kush o Red Dwarf. Pero si prefieres apreciar unas refrescantes notas cítricas a pomelo y mandarina entonces tu elección es Vesta o Medikit. Y la reina del sabor dulce por excelencia: Syrup, una delicatesen para los golosos.

6.¿Cuánto tiempo quieres esperar para recoger la cosecha?

Para los “ansias” que deseen cosechar cuanto antes este es un punto muy destacado. Por suerte en Buddha Seeds sabemos que el tiempo es un factor clave y la mayoría de nuestras variedades son Autos. Esto es, terminan el ciclo de enraizamiento y crecimiento más rápido y son menos exigentes en las necesidades de la iluminación. Estas variedades producen las flores en tan sólo dos o tres semanas, y están listas para la cosecha en unas ocho semanas. Del catálogo de Buddha Seeds sobresalen en rapidez White Dwarf y Syrup.

Además, dependiendo de si se trata de índica o sativa, también encontramos diferencias:

-Indica-dominantes tardan menos tiempo para cosechar. Por lo general, la floración dura entre siete y ocho semanas después del crecimiento.

-Sativa dominante necesitan más tiempo. Algunas variedades sativas originales pueden necesitar hasta 16 semanas para completar la floración. Estas plantas gourmet necesitan una gran constancia, cuidados y protección ante los cambios de clima y plagas. Por suerte en el catálogo de Buddha Seeds no hay ninguna variedad que supere los 70 días de floración.

7. ¿Qué tipo de efecto/colocón buscas?

Volvemos a la distinción índica/sativa. Por lo general las variedades de cannabis índicas suelen presentar un efecto relajante. En este sentido, te recomendamos Purple Kush, Syrup y Red Dwarf, con efecto narcótico.

Pero si estás buscando un efecto más eufórico, deberás escoger variedades sativas. Vesta y Calamity Jane no defraudan con su potente “colocón”.

 

Calamity Jane Buddha Seeds
Calamity Jane
Medikit -Buddha Seeds
Medikit -Buddha Seeds

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

En los últimos años están proliferando variedades de cannabis medicinal con alto contenido en CBD, ya que este cannabinoide carece de efecto psicoactivo. Consciente de la demanda del mercado Buddha Seeds ha apostado por el cannabis medicinal con Medikit, en versión Auto y No Auto. Esta variedad presenta niveles elevados de CBD (hasta un 20% en algunos indiviuos) y es ideal para extracciones. Entre sus propiedades terapéuticas destacan el control del estrés y la ansiedad y ayuda a levantar el ánimo.

No obstante, los beneficios del cannabis medicinal no sólo residen en el CBD, sino que el THC también posee un gran efecto para aliviar los síntomas de enfermedades o trastornos como la esclerosis, asma, insomnio, ansiedad, dolor crónico, entre otros. Ambos, THC y CBD forman la pareja perfecta de la terapia del cannabis, es decir, funcionan mejor juntos. El CBD y el THC interactúan de forma sinérgica para potenciar las cualidades curativas de cada uno. Esta es la base del conocido efecto entourage o séquito.

Morpheus de Buddha Seeds
Morpheus de Buddha Seeds

Las plantas que contienen una proporción equilibrada de THC y CBD (ratio 1:1) presentan las ventajas terapéuticas de ambos componentes, como por ejemplo la inhibición de las señales nerviosas que se asocian con el dolor, produciendo un efecto calmante.

Actualmente podemos encontrar este tipo de variedades en muchos bancos de semillas. Desde Buddha Seeds hemos logrado estabilizar los ratios de THC y CBD en una proporción 1:1, superior al 20% de cannabinoides totales en algunos individuos. El resultado se llama Morpheus.

La experiencia con Morpheus es placentera e introspectiva y nos recuerda al dicho mitológico “estar entre los brazos de Morfeo”, dios de los sueños.

Morpheus te invita a sumergirte en una excursión psíquica sin perder la lucidez. Su efecto psicoactivo es moderado sin renunciar a ricos sabores e intensos aromas.

Esperemos que a partir de ahora te resulte más fácil escoger la variedad de Buddha Seeds que más se adapte a tus preferencias. ¿Con cuál te quedas?

Deja un comentario